sábado, 23 de octubre de 2010

Del alcalde de Valladolid

Mira que me cae mal Leire Pajín, tanto o más que el mismo Zapatero, que cuando salen ambos en la televisión la tengo que cambiar. Pero lo de este hombre ya supera a los dos anteriores. No entiendo cómo puede haber gentuza similar a éste en el seno del Partido Popular, que también los hay dentro del Psoe, y si no recordemos al alcalde de Getafe, sin ir más lejos, pero hacer gracioserías de lo más barriobajero de una mujer, tiene su cosa y además alienta a la izquierda a asentarse más en sus trece.

Esta clase política que padecemos, son un verdadero cáncer para la sociedad, y sinceramente, ya pienso que para acceder a un puesto de responsabilidad tal como la representación de una población, se debería tener, al menos, algún curso de ética y algún grado universitario cursado. No se me va la tema.

4 comentarios:

FERNANDO SANCHEZ POSTIGO dijo...

El PP debe echarle del partido. Como alcalde, sólo pueden echar mediante una moción de censura en el Pleno de concejales o en las siguientes elecciones. Si tiene mujer, hijas o hermanas, qué pensarán ellas de este tipo ???

Lino dijo...

Pues estando mal como está lo del alcalde, prefiero a este señor, carcamal y grosero, que a una trepa, torpe y manipuladora al frente del ministerio de sanidad.

Ahora lo que va a pasar, no lo perdamos de vista, es que el PSOE con Rubalcaba al frente va a aponer en marcha el ventilador, y a utilizar todos los defectos que conocen de los políticos del PP, que en estas cuestiones SON UNOS TORPES REDOMADOS, y lograran que tengamos al PSOE para otros cuatro años más, sin que absolutamente nadie haya aportado nada, sino tan solo con victimismo y echar leña al fuego de las torpezas de otros

¡Saludos!

FERNANDO SANCHEZ POSTIGO dijo...

Lino, PP y PSOE igual de torpes.

Lino dijo...

Fernando, lo del PSOE no lo llamaría torpeza, es peor en su caso.

Son muy hábiles en conocer los defectos del contrario, y unos maestros en manipulación de las masas.

Los de la derecha conservadora, son unos carcas que se les ve venir de lejos. Y las new generations cojean del mismo pies todos, por tener los mismo maestros.

Saludos